libro cuaderno de emociones en procesos de fertilidad

Publicación “Cuaderno de Emociones en Procesos de Fertilidad”, de Ángeles Urrea.

Es un placer anunciar la publicación de “Cuaderno de Emociones en Procesos de Fertilidad”, de Ángeles Urrea.

Cada vez son más personas las que se encuentran con dificultades a la hora de tener un hijo… este libro está pensado para dotar de recursos prácticos de gestión emocional que hagan esta andadura más llevadera… Espero sirva para que muchas personas encuentren serenidad.

Estará en librerías a partir del 18 de Mayo, y también puede adquirirse través de la web de la editorial Almuzara:

http://grupoalmuzara.com

Firma de ejemplares en la Feria del libro de Madrid, el domingo 27 de Mayo de 19:30 a 21:00 horas, caseta 161 de la editorial Almuzara.

Mª Ángeles Urrea.
Socia fundadora de Fertilidad Emocional.

La resilencia en la búsqueda de un bebé

La resilencia en la búsqueda de un bebé

Cuando intento tras intento no llega el bebé la desesperación aumenta y parece que sólo nos queda la resilencia.

Pero, ¿qué es resilencia?
La resilencia es la capacidad que tenemos de adaptarnos lo mejor posible frente a una trauma o a una situación o estado adverso. No significa que no sufras, es más bien cómo nos adaptamos a este evento inevitable desde el equilibrio y la serenidad.

Con resilencia llevamos a cabo un proceso complejo para encontrar los recursos necesarios y así poder afrontar lo que nos está ocurriendo de la mejor forma posible. Pero tener resilencia es un propio reto, no todo el mundo nace con ella, es algo que se puede desarrollar.

Cuando te encuentras ante la adversidad de no quedarte embarazada, parece que el mundo se desmorona a tus pies, pero en este proceso tan traumático es el momento de sacar lo mejor de ti para cuidarte e intentar conseguir tus deseos. Es por ello que es el momento en que empiezas a desarrollar la resilencia sin que te des cuenta.

Pero si aun así quieres mejorar esa capacidad de adaptarte a esta situación, descubre aquí una serie de características que puedes desarrollar para mejorar tu resilencia.

 

  1. Toma conciencia de lo que está ocurriendo. Cuanto antes mejor, sin evitarlo, cuales son mis limitaciones y qué puedo hacer para mejorarlas.
  2. Esto que me está ocurriendo ¿para qué me ocurre?. Por muy desagradable que sea, me pregunto qué me ha venido a enseñar, qué voy a sacar positivo de todo esto.
  3. Toma acciones decisivas. ¿Qué está en mis manos, qué puedo hacer?. Me pongo a ello sin más dilación.
  4. Flexibilidad, flexibilidad y más flexibilidad. Me voy adaptando en el camino a cada piedra que se me va poniendo, de manera consciente y creativa.
  5. La vida se presenta de otra manera a lo esperado y yo me voy adaptando a ello, voy cambiando lo que tenía planeado y mis metas vitales las adapto en función de mis circunstancias. Sé capaz de ir convirtiendo una experiencia tan dolorosa en algo positivo.
  6. Sé tolerante contigo mimo. Conócete para no quedarte en un callejón sin salida, márcate tus tiempos para permitirte sentir emociones fuertes y salir de ellas. Todo es superable, pero a su tiempo. Cuídate.
  7. Sé objetivo, mira lo que te está ocurriendo con perspectiva, no dejes llevarte por la negatividad. Qué recursos que tienes a tu alcance para conseguir mejorar lo que te ocurre. Esfuérzate por seguir teniendo una mirada positiva a lo acontecido.
  8. Confía en la vida, confía en ti. No lo veas como un obstáculo insuperable. Imagina, visualiza, siente tu vida adaptándote en esta situación a la que te estás enfrentando.
  9. Practica el aquí y el ahora, fluye con la vida, toma conciencia plena de lo que está ocurriendo y acéptalo. Vive el presente, olvídate del pasado y no te angusties por el futuro. Disfruta de los pequeños detalles que te ofrece la vida.
  10. Rodéate de personas que te puedan ayudar. Tanto amigos como familiares como del apoyo profesional que sea para ti vital en estos momentos.

 

Sonia Navajo.
Socia Fundadora de Fertilidad Emocional.

RELACIONES SEXUALES EN PROCESOS DE FERTILIDAD

Las Relaciones Sexuales en procesos de Fertilidad

Este mes de febrero continuamos con la pareja, en esta ocasión más concretamente con las relaciones sexuales.

Las relaciones sexuales de la pareja en busca de bebé es uno de los ámbitos que más se ven afectados. En función del tratamiento que estés llevando a cabo es posible que os hayan aconsejado tener o no tener relaciones sexuales en momentos determinados del mes. Cuando lleváis un tiempo en este proceso podéis sentir que un ámbito tan privado como son las relaciones íntimas se vuelve en realidad algo público, con pautas concretas.

Por otro lado, aunque no haya prescripción sobre las relaciones sexuales, es habitual que busquéis tener más encuentros íntimos los días que la mujer está ovulando, para intentar aumentar posibilidades.

Ante esto:

  • Tomad el control de vuestras relaciones. Si os han recomendado tener o no tener relaciones sexuales pensad que es buscando el objetivo de ser padres. Sin embargo, sois libres de acercaros el uno al otro de otro modo.
  • Recordad que para tener relaciones íntimas con vuestra pareja no es necesario que haya penetración. Por ejemplo, el acercamiento puede ser a través de masajes o caricias.
  • Intentad olvidaros de los días que hay ovulación. Tened relaciones cuando sintáis deseo del otro.
  • Por otro lado, puesto que tener relaciones en esos días aumenta las probabilidades, podéis pensar en esos días como algo que estaría bien que sucediese, y no como una obligación que hay que cumplir.
  • Buscad un tiempo para el diálogo fuera de la maternidad y la paternidad. Hablar siempre de lo mismo hace que perdáis de vista el foco: cuidaros el uno al otro hasta que el bebé llegue.
  • Si sientes a tu pareja cercan@ en otros ámbitos importantes pata ti, es más fácil que la relación sexual fluya. Hazle saber que tienes otros intereses al margen de la búsqueda de bebé. Compártelos con él/ella.
  • Concederos un reencuentro: podéis pasar un fin de semana agradable en un lugar bonito haciendo actividades placenteras. La relación será más espontánea después de haber compartido un tiempo juntos realizando actividades juntos.
  • Utilizad el humor en el día a día. Un ambiente con humor abre más posibilidades a querer compartir más con el otro.
  • Ocupad unos instantes del día a abrazar a vuestra pareja sin más pretensión que sentirle, notarle, respirarle…

Si en algún momento sentís que vuestra relación de pareja está atascada en las relaciones sexuales, siempre podéis buscar ayuda profesional. Es importante reactivar esta parcela de la relación.

Mª Ángeles Urrea.
Socia fundadora de Fertilidad Emocional.

elimina-tus-barreras-inconscientes-para-quedarte-embarazada-fertilidad-emocional

Elimina tus Barreras Inconscientes para quedarte Embarazada

¿Qué creencias o mandatos internos pueden estar limitando tu fertilidad?. Cuántas veces escuchamos que se te va a pasar el arroz o que no eres capaz de nada; cuando tengas un hijo verás lo que es sufrir; con niños estás muerta profesionalmente, etc. Nuestro inconsciente es un gran servidor, es un gran sabio que nos protege, así que para qué tener un hijo.

Un acompañamiento eficaz es básico para aliviar el estrés, el trauma y el dolor fruto de no quedarte embarazada. Con técnicas como EMDR o Hipnosis, se consigue a nivel inconsciente calmar el Sistema Nervioso Central, disociar la atención de tus pensamientos y activar nuevas vías inconscientes para generar nuevos recursos.

Pero además de sostener en el camino de no quedarte embarazada, es básico que se trabaje en un proceso donde se puedan encontrar las causas emocionales que dificulten esta fertilidad.

¿Y qué podemos hacer? Sencillo, reprogramar tu mente dejando de creer en eso y visualizando el poder fértil que llevas dentro. Con Hipnosis, EMDR o PNL llegamos al inconsciente de tal manera que construimos un nuevo futuro, una nueva realidad en nuestra mente.

Pero además, pueden existir cargas familiares que bloqueen tu fertilidad. Como por ejemplo: has podido tener una abuela que murió en el parto, o una madre esquizofrénica, un hermano violento, muertes tempranas, abortos en la familia, etc. Todo ello ha traído tanto dolor a la familia que de nuevo tu cuerpo te protege de ello. El cuerpo sigue a nuestro inconsciente, a lo que le marca nuestro alma familiar. A veces somos tan fieles a nuestros familiares que por ellos somos capaces de no engendrar, creando de forma inconsciente un bloqueo en la “niña” a la hora de ser madre… La solución, poner en orden este sistema.

Y ¿qué puedo hacer para cambiar esto?. Lo primero tomar conciencia de ello, hacerlo consciente, darle luz. A partir de ahí hay que hacer una trabajo de aceptación, de reconocimiento, de integración, de orden en el sistema familiar que lo hacemos a través de constelaciones familiares fundamentalmente.

Es normal que busques una respuesta médica, pero ¿detrás del síntoma que hay?. El cuerpo es un albergue de los síntomas, el cuerpo somatiza nuestro malestar emocional, nos protege inconscientemente, aunque el resultado de esta protección a veces nos cueste la vida. Es por ello que nos parece imprescindible un acompañamiento psicológico a la hora de quedarte embarazada. Normalmente acuden a nosotras las personas que se encuentran con dificultades, pero lo óptimo sería hacerlo antes, de tal manera que a la hora de engendrar te encuentres libre de traumas, barreras y cargas familiares. Así dar luz a un nuevo alma desde la pureza y la estabilidad emocional.

Sonia Navajo.
Socia fundadora de Fertilidad Emocional.

que-te-impide-quedarte-empbarazada

¿Qué te impide quedarte embarazada?

¿Tienes barreras inconscientes que te impidan quedarte embarazada?. ¿Cuáles son las cargas familiares que llevas a tu espalda?. ¿Qué te has contado y que te han contado sobre el embarazo o el ser madre a lo largo de tu vida?. ¿Está ordenado tu sistema familiar?.

Nosotros creemos que dirigimos nuestra vida, pero cuando aparece algo a nivel físico o emocional que no podemos controlar, nos encontramos ante un momento de gran incertidumbre y nos damos cuenta que somos más vulnerables de lo que pensábamos.

Empecemos hablando del consciente y del inconsciente. El consciente esta muy sobrevalorado, es esa vocecita interior que no para de hablarnos, de rumiar, de hacerse preguntas, de decirte si vales o no vales. Nos hace daño, pero realmente no tiene tanto poder en nosotros. Sin embargo a nivel inconsciente tomamos el 95% de nuestras decisiones. Nuestro inconsciente es el depósito de todos nuestros recursos, de nuestras experiencias y es donde se depositan nuestros traumas. Piensa en todo lo que el inconsciente hace por ti: respirar, pulsaciones, digerir,… El que manda es el inconsciente y él ya lo sabe, pero podrás adquirir una serie de recursos para manejarle.

Cuando no llega el embarazo tan buscado, tu vocecita interior comienza a bombardearte: ¿Qué me ocurre?, ¿por qué me pasa esto a mi?, ¿qué he hecho yo para merecer esto, es el karma?, ¿Y si es mi pareja?,… y así un sinfín de preguntas. Según Einstein, si tengo un problema y una hora, estoy 59 minutos buscando la pregunta. La pregunta correcta lleva a la solución. Lo importante no es preguntarnos el por qué, sino ¿qué vamos a hacer a partir de ahora?. Lo primero y más necesario es orientarte hacia la solución tanto a nivel físico como emocional.

El miedo, la angustia, la incertidumbre acaban de alojarse en ti. A partir de este momento comienzas a pensar y a sentir de otra manera. Cuando algo nos preocupa se queda en nuestra cabeza de una manera recurrente, es el llamado pensamiento rumiante. Cuanto más piensas en ello más se repetirá y más grande se hará el problema. Tras un estímulo o pensamiento, siempre aparece una sensación física y un sentimiento o emoción. Con un pensamiento, el cerebro comienza a producir sustancias químicas que te hacen sentir como estás pensando.

Por ejemplo, al pensar que no puedo quedarme embarazada comienzo a notar que me ahogo o me falta el aire y siento miedo o angustia, pero a su vez esta angustia genera mayor ahogo, y a su vez al sentir este ahogo pienso que me estreso más y eso se va a volver en mi contra y me generará estrés y no voy a poder quedarme embarazada,… Así entro en un bucle que genera más y más tensión y del que es muy difícil salir sin ayuda de un profesional. Cuando sientes como piensas, comienzas a pensar como sientes.

Ya lo decía Milton Erickson (psiquiatra americano 1901-1980): “No es lo que pasa lo que nos afecta, nos afecta la forma en la que respondemos a lo que nos pasa”.

Sonia Navajo.
Socia fundadora de Fertilidad Emocional.

entrevista-espacio-humano

Entrevista a Ángeles Urrea y Viginia Ruipérez en Espaciohumano.com

El uso de técnicas de reproducción asistida ha pasado de ser una rareza a algo muy habitual en España. El 10% de los niños nacidos en España son ya fruto de la reproducción asistida, convirtiendo a nuestro país en el tercer país del mundo donde más se recurre a técnicas de este tipo, sólo por detrás de Japón y EEUU.

Ángeles Urrea y Virginia Ruipérez han sido entrevistadas en Espaciohumano.com para hablar de la fertilidad desde un enfoque distinto. Virginia es autora del libro “Fertilidad Natural” (Ed. “La Casita de Paz”) y es la creadora del Método Naturista de Fertilidad Natural, una propuesta de estilo de vida saludable que favorece y optimiza la fertilidad y la salud reproductiva de ambos progenitores, desde la perspectiva de la Medicina Naturista, con un éxito de un 73%. Virginia cuenta con un equipo multidisciplinar para conseguir mejores resultados, poniendo especial énfasis en el apoyo psicológico. Es por ello que en su equipo cuenta con Mª Ángeles Urrea Licenciada en Psicología, y Sonia Navajo desde hace ya varios años.

Espacio Humano (EH) ¿Cómo es el enfoque de la fertilidad desde el punto de vista naturista?

Virginia Ruipérez (VR) El Método Naturista de Fertilidad contempla la fertilidad desde el seno de la biología, es decir se basa en conocer cómo funciona la fertilidad humana y que factores la condicionan, para así, poder optimizarla. Estudia los parámetros de salud reproductiva de la persona, analíticas hormonales, ecografías, los tratamientos de reproducción asistida realizados, y también el estilo de vida, alimentación, grado de estrés, exposición a tóxicos o su exposición a la luz natural.

Y una vez que sabe qué factores pueden estar condicionando la fertilidad de la persona, elabora un plan totalmente personalizado a la situación personal que va a mejorar su fertilidad, con recursos como la alimentación fértil, el equilibrio mental y emocional positivos y la salud medioambiental.

Así contempla la salud reproductiva de la persona, viendo que factores la están condicionando y elabora recomendaciones de estilo de vida que van a favorecer su fertilidad.

EH ¿Qué papel tiene la dieta?

VR La dieta, conocer qué alimentos aportan determinados nutrientes que favorecen tanto el equilibrio hormonal, como la calidad del óvulo, del esperma o del útero, es esencial. De hecho, es la piedra angular del Método.

EH ¿Es más importante lo que se come (comida sana) o lo que se deja de comer (procesados, etc)?

VR Es más importante lo que se come, ya que hay alimentos “estrella” para la fertilidad que van a aportar nutrientes que activan la fisiología de la fertilidad.

EH ¿Nos pones un ejemplo de menú fértil para un día?

VR

Desayuno: una tostada de pan de espelta con aguacate, junto con un té con leche de arroz.
Media mañana: fruta de temporada.
Comida: un risoto de arroz integral con verduras y una ensalada.
Merienda: Fruta de temporada o un yogur con cereales.
Cena: Una crema de calabaza y una tosta de humus con jamón ibérico.

EH ¿Cómo se compatibiliza el método de Fertilidad Shantivir y el acompañamiento de Fertilidad Emocional con los tratamientos de las clínicas reproductivas y la medicación que conllevan?

VR Es totalmente compatible, y es más el Método Naturista de Fertilidad favorece la probabilidad de éxito de los tratamientos de reproducción asistida, ya que el Método mejora la salud reproductiva de la persona y esto aumenta la efectividad del tratamiento médico.

De hecho colaboro con una clínica referente en Reproducción asistida y constatamos como el Método ayuda a que el tratamiento sea más exitoso.

Ángeles Urrea (AU). Fundamentalmente ese acompañamiento viene motivado por la soledad que la mayor parte de las mujeres y parejas en tratamiento sienten. A veces esto es así porque no lo han compartido con nadie, y otras veces es porque aun habiéndolo contado, no encuentran apoyo y empatía en los demás.

Sin embargo, cuando hablamos de acompañamiento psicológico en tratamientos de reproducción asistida, me gusta plantearlo como un tema de prevención. Una de las características principales de este proceso son los altibajos emocionales y el nivel de estrés que suponen los tratamientos en sí mismos.

Por lo tanto, si ya partimos de que es una situación estresante, y le añadimos los negativos que se van sumando a lo largo del proceso, nos encontramos con que la mayor parte de las parejas pueden llegar al embarazo con un nivel de ansiedad muy elevado. Lo normal es que el embarazo no llegue en el primer intento, por lo que puede vivirse con mucho temor a perderlo y tener que volver a empezar.

Si además ha habido abortos previos todo esto suele multiplicarse, por lo que otro de los puntos importantes a trabajar serían esas pérdidas previas, de modo que afecten lo menos posible al embarazo actual.

Si todo este trabajo no se ha hecho, puede llegar el momento de tener el bebé en brazos y aflorar todos los miedos anteriores en un momento, el puerperio, en el que hormonalmente aún no se está estable, multiplicando esa inestabilidad que puede afectar al vínculo con el bebé.

Otras cuestiones importantes que justifican el acompañamiento psicológico estarían más relacionadas con el contexto médico en sí mismo: sentir mucha ansiedad ante lasconsultas médicas, los tiempos de espera de los resultados (la beta, o si finalmente habrá transferencia o no…), incluso el temor a los pinchazos.

EH Una investigación ha demostrado que las mujeres sometidas a tratamientos por infertilidad tienen un nivel de estrés similar, y con frecuencia más alto, que el de las mujeres que se enfrentan a enfermedades mortales como el cáncer o enfermedades del corazón. ¿Qué herramientas se pueden utilizar para tener más bienestar durante los tratamientos?

AU Así es, son varios los estudios que indican que la reacción emocional de las parejas en procesos de infertilidad se iguala a la que presentan pacientes oncológicos y de otras patologías crónicas. También hay estudios que concluyen que el aumento en los niveles de ansiedad y depresión son comunes en las mujeres que reciben tratamiento de reproducción asistida, alcanzando los valores más altos de depresión entre el segundo y el tercer año de infertilidad.

Herramientas se pueden utilizar muchas. Próximamente, voy a publicar un libro en el que hablo de todas estas cosas sencillas que se pueden hacer. Es un libro muy muy práctico porque eso es lo que me demandan las parejas cuando vienen a consulta. Cada persona es diferente, y por lo tanto, los recursos a utilizar también lo son, se trata de encontrar aquello que va bien a cada persona. Una recomendación genérica podría ser no caer en el victimismo, ya que eso nos deja sin armas para afrontar lo que está sucediendo. Yo suelo utilizar la expresión “Información – Elección – Acción” para referirme a esto: informaros de lo que pasa, escuchad todas las alternativas posibles; luego valorarlas y tomar una decisión con la que los dos estéis cómodos; por último, poneos manos a la obra con la alternativa seleccionada. Se trata de ser proactivos, de ocuparse, no de esconderse.

En mi trabajo con parejas con dificultades en fertilidad veo habitualmente cómo, aunque al comienzo es muy duro, las relaciones de pareja salen fortalecidas de esta experiencia que les ha tocado vivir. Es verdad que otras parejas no logran llegar a un entendimiento y se rompen, pero si se vive esta crisis como una oportunidad de autoconocimiento y superación, es asombroso lo enriquecedor que puede ser.

Otra recomendación importante es intentar mantener los niveles de estrés y ansiedad bajo control. No sólo por lo relativo a la fertilidad, sino porque son bien conocidos sus efectos negativos para todo el organismo. Incluir en el día a día ejercicios de relajación o mindfulness es necesario. En nuestra sociedad parece que todo deben ser obligaciones, no dejamos tiempo a nuestro bienestar.

VR El acompañamiento y apoyo profesional por parte de un experto en psicología de la fertilidad como son Ángeles Urrea y Sonia Navajo de Fertilidad Emocional.

El acompañamiento emocional de familia y amigos.
Técnicas de relajación como el yoga o la meditación, las actividades lúdicas y planificar unas buenas vacaciones.
Desde la alimentación, recomendaciones que favorecen el bienestar emocional son no saltarse ninguna comida, para mantener la glucosa estable, tomar cereales o patatas que son fuentes de glucosa, ya que el no mantener la glucosa estable favorece la adrenalina y el estrés.
Y tomar fuentes de vitamina B y magnesio favorecedores de estados positivos, cuyas fuentes son cereales, legumbres y frutos oleaginosos.

EH La infertilidad influye también a las relaciones de pareja ¿cómo hacer para qué no separe a la pareja?

AU Claro que la infertilidad influye en la relación de pareja. Yo creo que fundamentalmente se deterioran dos áreas: la comunicación y las relaciones sexuales. Respecto a la comunicación, las conversaciones suelen girar en torno a lo mismo: otro mes que no lo conseguimos; nuestros amigos lo consiguen y nosotros no; qué hemos hecho mal… Y respecto a las relaciones sexuales en muchas ocasiones se convierten en programadas, cuando toca, cuando saben que la mujer está ovulando, perdiendo la magia que la relación sexual tiene en sí misma.

Estamos hablando entonces en ambos casos de monotonía: la misma conversación y las relaciones sexuales de la misma manera. Por eso creo que lo más importante es recuperar el placer por el otro, tanto en la conversación del día a día como en los encuentros íntimos.

Es normal que un proyecto vital tan importante como este ocupe parte de las conversaciones de la pareja, pero no puede convertirse en “monotema”. Por otro lado, hay que provocar encuentros sexuales como cuando eran novios, con esa magia y esa chispa de espontaneidad que la pareja tenía y que se ha ido perdiendo con el tiempo y las preocupaciones.

En cualquier caso, creo el error más frecuente que se comente es centrarse en ampliar la familia sin tener en cuenta que ya son familia. La familia es la pareja que forman. Ahora, entre los dos, han decidido ampliar esa familia, pero hay que recordar que es un proyecto de dos, porque si no, estaríamos hablando de otro modelo familiar perfectamente válido, pero diferente.

Independientemente de que al final se tengan hijos o no, hay que visualizar a la parejacomo la familia que, desde ya, los dos forman.

EH Hablamos del sexo fértil ¿hasta qué punto influye?

VR Es importantísimo saber que el sexo fértil, es el espontáneo, ya que este favorece la descarga hormonal necesaria para poner en marcha la fertilidad, y dejar que pierda relevancia el sexo programado los días de la ovulación, que favorece el estrés y la tensión.

EH Ante la presión social y la incomprensión muchas veces esta situación se lleva en secreto ¿qué beneficio tiene acudir a grupos de terapia?

AU Efectivamente suele llevarse en secreto la mayor parte de las veces. Y no vamos a negar que tanto la presión social como la incomprensión por parte de la sociedad, aunque cada vez menos, aún está ahí. Eso no significa que sea malintencionada, pero el daño es el mismo.

He colaborado durante años, y sigo haciéndolo, con Virginia en Fertilidad Natural organizando y dirigiendo grupos de apoyo para mujeres y parejas con problemas de fertilidad. En esos encuentros he escuchado a muchos de los participantes exponer cómo viven esto que les está sucediendo: año tras año la misma pregunta por parte de los mismos familiares; continuamente, o después de cada tratamiento fallido, la mamá o la suegra mirando con la misma cara de pena, sin atreverse a verbalizar nada, pero dejando entrever su disgusto porque esta vez tampoco lo hemos conseguido; las excusas que se tienen que poner en el trabajo para faltar y poder realizar las visitas a la clínica que el tratamiento exige; las veces que se ha tenido que contar algo tan íntimo al jefe para poder justificar las faltas de asistencia al trabajo. Todo esto, cuando se verbaliza en los grupos, los asistentes se dan cuenta de que son cosas que les pasa a todos ellos en mayor o menor medida. La sensación es que no se sienten tan diferentes, tan señalados, tan “raros”. Además, escuchar a otros hombres contando las mismas cosas que cuenta tu marido, o al revés, escuchar a otras mujeres verbalizando las quejas que habitualmente oyes a tu mujer es muy sanador… de nuevo la pareja cae en la cuenta que no es algo exclusivo suyo, que no es que ellos lo estén llevando peor que el resto.

Actualmente, mi compañera Sonia Navajo y yo hemos creado Fertilidad Emocional con la intención de dar entidad propia a los grupos que venía haciendo en Fertilidad Natural, pues sabemos de su importancia. Muchas personas prefieren las sesiones individuales porque les permite seguir “en el anonimato”, o simplemente porque lo que quieren trabajar es tan particular que no puede ser respondido desde el grupo. Sin embargo, esta parte relativa a sentirse incluidos, pertenecientes a un grupo determinado pasando por lo mismo, sólo se logra a través del grupo. Además, el grupo tiene un poder que no ofrece el acompañamiento individual: muchas veces el grupo se convierte en el motor del cambio no somos capaces de dar solos. Es como una fuerza diferente que nos focaliza en un objetivo concreto. Yo creo que ambas cosas son complementarias. Tanto las sesiones individuales como los grupos ayudan, se trata de encontrar aquello con lo que cada persona se siente más cómoda.

EH Ante un familiar o amigo cercano qué esté pasando por esta situación ¿cómo debemos comportarnos? ¿cómo podemos ayudar?

VR Escuchar y acompañar su angustia y dolor, y ayudarle a encontrar recursos efectivos que pueden ayudarle a lograr su deseo de maternidad y paternidad.

AU Yo diría que hay una premisa muy clara aquí: prudencia y paciencia. Creo que el papel de los familiares y amigos es tremendamente difícil porque la misma persona que lo está sufriendo tiene estados de ánimo fluctuantes. Por eso la prudencia, evitar preguntas comprometidas a la pareja, dejar que sean ellos los que inicien la conversación, o como mucho reflejar las emociones para que ellos comiencen a hablar. Y paciencia, tener en cuenta que unos días querrán compartir cómo está yendo todo, y otros preferirán estar más callados, más hacia adentro. Puede incluso que algún día respondan más airadamente… no tenerlo en cuenta, el proceso por el que están pasando hace que se sientan muy inestables emocionalmente y no puedan ocuparse de ser amables y comunicativos con los demás.

Sin embargo, creo que aquí hay un mensaje importante para la pareja implicada: son ellos quienes deben trasladar al entorno cercano si quieren que se les pregunte o no. Yo recomiendo que sean parte activa de lo que les pasa y si necesitan hablar, que sean ellos los que cojan el teléfono y comiencen a hacerlo. Por el contrario, si lo que necesitan es dejarlo en el terreno más íntimo, también pueden hacerles saber eso a las personas que les quieren. De ese modo, la pareja obtiene la ayuda de los familiares y amigos tal y como la necesita, y el entorno cercano, las personas que les quieren y se preocupan por ellos, saben cómo actuar.

EH Los disruptores hormonales como el Bisfenol A que afectan a la fertilidad están en todas partes ¿cómo evitarlos? ¿hay alternativas?

Es sencillo, intentando elegir todos los utensilios de cocina y envases que sea posible en cristal, especialmente cuando el alimento tiene grasa, ya que la grasa sustrae las sustancias disruptoras hormonales del plástico.

mujer_triste-washed

¿Y tú, para cuando el niño? (¿Por qué no te callas?)

Llega la Navidad y con ella numerosos encuentros con personas que no ves normalmente, familia, amigos, etc. Para muchos un momento de armonía, de alegría, de amor. Para otros un momento duro, ya que se da esa situación en el que te preguntan por tu vida y milagros y parece que si no haces lo mismo que los demás eres una persona rara, excluida de la vida.

Pero sobre todo llega un momento duro para aquellas mujeres o parejas que no consiguen quedarse embarazadas. Ha pasado un año más, 12 meses, tiempo suficiente para que hayan ocurrido muchas cosas. Estas personas que seguro que el año anterior con cierto miedo, pero con bastante ilusión brindaron por un año nuevo en el que estaban convencidas que ya les vendría la cigüeña a tocar en su puerta y tras doce duros meses esto no ha sucedido. Una Nochevieja más sin que llegue, sin cumplir ese sueño tan deseado, sin cumplir lo que el sentido de la vida me depara como mujer: crear vida, criar hijos.  Un duelo más, tras 12 meses de duelo cada vez que vas al baño y esa mancha roja asoma en tus braguitas, otro año más sin poder ser madre.

Y el gran problema es que alguien que no ha pasado por esto no tiene ni idea de lo duro que es para ellas y ellos. Es imposible llegar a sentir su dolor, que es muy grande y no se dan cuenta de lo que duelen sus palabras, inconscientes palabras, quizá sin malicia.

  • ¿Para cuando el bebé?.
  • Cómo sigas así se te pasará el arroz.
  • Tus primas ya han sido madres las dos.
  • Esta juventud no sé a que espera.
  • ¿Aún sigues sin novio?
  • ¿Para cuándo el hermanito?
  • Estamos deseando que seas madre.
  • Tengo unas ganas locas de tener un bebé y poder ejercer de abuela.
  • Bueno, hay muchas parejas que no han tenido hijos y no es el fin del mundo.

Hago un llamamiento a la prudencia, a la comunicación consciente, al respeto. Este tipo de preguntas, de frases hechas son puñaladas directas a su corazón. Y tatuajes a su inconsciente para aumentar el trauma y la ansiedad sobre lo que están pasando.

Algunas parejas lo han contado y son capaces de transmitirles a sus familiares y amigos más allegados su sentir, pero una gran mayoría lo llevan en silencio, por prudencia, por pudor. Todo se merece el mayor de los respetos.

Sé consciente de tus palabras, de tus expresiones, ten cuidado. Ponte en su lugar.

Defiende de manera asertiva a tu hija o a tu hijo cuando aparece la vecina diciéndoles algo. No se lo permitas.

Estas personas demasiado sufrimiento tienen ya como para que se lo aumente tú o la vecina del quinto o la tía del pueblo con una frase poco adecuada.

Sé prudente, ama, abraza, sonríe y apoya a estas personas.

Escrito por:
Sonia Navajo. Socia Fundadora Fertilidad Emocional.

espacio_humano

Fertilidad Emocional en Espacio Humano

La publicación mensual Espacio Humano, especializada en el mundo de la salud natural y el desarrollo personal, nos dedica en su número de Diciembre un artículo de cuatro páginas que no debéis perderos.

Se trata de una publicación gratuita donde conocer más sobre yoga, terapias alternativas, alimentación saludable, meditación, psicología y desarrollo personal, etc., y a la vez informarse de las novedades del sector como Ferias, de cursos y retiros interesantes para aprender o profundizar, y de cómo contactar con centros y terapeutas expertos en esas terapias.

La revista la podéis ver en espaciohumano.com y nos encontraréis en las páginas 46-49 en su número de Diciembre. Ir.

 

¡Feliz lectura!